Donde la literatura y la maldad se toman un té

jueves, 5 de enero de 2017

Este puerro es Pasajeros

¿Qué puerros es esto?
Zarza: tranquilo, este puerro es pasajero.


Hierbajos, no sabéis lo cabreadísimo que estoy ahora mismo. Yo pensaba que no podría irritarme ya mucho más una vez terminada de ver la película. Ingenuo de mí. La Wikipedia se lleva en esta ocasión el premio gordo (y el segundo, y el tercero, y todos los reintegros).

Voy a intentar comenzar por el principio. Y lo primero es lo primero: DEJO OFICIALMENTE CLAUSURADO EL BUZÓN DE SUGERENCIAS. Sí, queridos hierbajos, no he cumplido mi reto personal de siete libros en dos semanas. La cosa empezó bien, pero luego en seguida se me complicó la vida. El buzón, en todo caso, queda cerrado una vez más hasta nuevo aviso. Lo más seguro es que todavía siga escogiendo lecturas de entre las recomendaciones que me habéis hecho para lo que queda de mes y luego ya se verá.


Ahora, pasemos al puerro que nos ocupa.




En un principio no iba yo a mezclar películas aquí (de hecho, esta va a ser la primera vez que hable de una película en el blog [oh, miento, me olvidaba que dije algo de Frozen en su día]) y tampoco es que se trate de una recomendación, pero bueno. Esta película en cuestión requiere de una entrada o me temo que me daré yo solo un aneurisma a base de apretar los dientes.

Esta es una de esas tantas películas que parten de la premisa de que el amor lo justifica todo, lo cura todo y además nos hace no necesitar nada más en toda nuestra vida. Jodida amatonormatividad y me cago en todos sus muertos.

¿Sabéis que si buscáis en Google "feminist meme"
la mayoría de lo que aparece son machistas
intentando desacreditar el feminismo?
Os voy a deleitar con algunos de ellos.
Pero es que no es solamente eso. Igual soy yo, que últimamente no soy capaz de quitarme las temibles gafas violetas, o igual es que de verdad esta película es un peligro. O igual, más probablemente, son ambas cosas. Jodido androcentrismo y me cago en todos sus… Bueno, vale, creo que queda claro.

Voy a comenzar por copiaros la sinopsis de la película como aparece en la página Sensacine, así todos entramos en materia:
«En un futuro no muy lejano, la humanidad se ha visto obligada a salir en busca de nuevos planetas que colonizar. Esta travesía supone un largo recorrido por el espacio, haciendo [Ortiga: gerundio mal utilizado, por cierto] imposible viajar despierto, pues su duración es de 120 años. Tras muchas negociaciones, los altos mandos de la Tierra deciden enviar a un grupo de 5.000 pasajeros a una colonia lejana, que se trasladarán en un estado de sueño inducido dentro de una nave espacial.
Los problemas empiezan cuando, debido a una avería en las cámaras de sueño, el fallo de funcionamiento provoca que un pasajero despierte de su hibernación 90 años antes de llegar a su destino. Desesperado al comprobar que su proceso de criogenización ha fallado, Jim Preston (Chris Pratt), un joven mecánico, comienza a dar vueltas a la perspectiva de envejecer y morir absolutamente solo. Tras reflexionar, decide que prefiere tener compañía. Así, despierta a una joven periodista que duerme a su lado. Esta mujer es Aurora Lane (Jennifer Lawrence), una escritora de Nueva York que tiene como objetivo viajar por el espacio para después publicar la experiencia en un periódico. Juntos deberán enfrentarse a la idea de tener que pasar el resto de su vida solos el uno con el otro».

Vaya y yo toda mi vida confundido
pensando que la higiene la daban
el agua y el jabón...
Sí, hierbajos: «Tras reflexionar, decide que prefiere tener compañía». Te lo sueltan así. Con dos cojones. Oye, que lo he estado pensando y como que prefiero despertar a la buenorra esta para que me haga compañía (porque en las pelis todas las tías están cañón, fiel reflejo de la realidad [Zarza: para ser justos, todos los tíos están cañón también. Ortiga: bueno, todos los tíos a los que se tiene que tirar la prota, al menos]). Y la tía, por cierto, no es vecina de criocámara del chuloplaya este que nos han plantado como protagonista: se la encuentra un día por ahí mientras sale corriendo por entre la peña después de haber intentado suicidarse y no haberse atrevido, se lía a ver archivos de vídeo de las entrevistas que le hicieron a la tipa antes de seleccionarla para el programa y decide que se ha «enamorado de ella» (yo a esto lo llamaría obsesión, la verdad, y desesperación evidente, teniendo en cuenta su situación, pero cada cual a lo suyo [Zarza: moderno Pigmalion y moderna Galatea]).

La cuestión es que, como seguro que os podéis imaginar, el tío no solo la despierta a la fuerza hackeando la criocámara en la que ella está metida, además le deja creer que en realidad ha sido un fallo, como le pasó a él, y alimenta la mentira activamente. Como seguro que también os podéis imaginar, dado que es una historia «romántica», los dos pipiolos se enamoran. Más cosas que os podéis imaginar: en un momento dado ella se entera del pastel y se cabrea de lo lindo, como es natural.

Hay otras cosas de las que podría quejarme de esta película a nivel de coherencia, credibilidad y construcción de la trama, pero en esta ocasión me voy a centrar única y exclusivamente en lo horrible, cabreante, pateable, desquiciante del machismo subyacente a esta historia. Antes de que me empiece a tirar del pelo por pura desesperación y me quede calvo [todo el mundo sabe que las mujeres calvas no son atractivas y ningún hombre me iba a querer, lo cual me condenaría a una existencia de triste y dramática soltería y a nunca alcanzar mi propósito en la vida: el matrimonio y la maternidad. Un minuto de silencio por mí. O… bueno, ya que nos ponemos, mejor un aplauso].

Anda, mi madre me acusó de algo similar una vez.
Claro, que también tenía delirios persecutorios.
O quizá es verdad que no tengo nada mejor que
hacer con mi tiempo. Nunca lo sabremos.
Vamos a ver si puedo llevar un mínimo orden y decir todo lo que me gustaría decir de esta monstruosidad, porque podría tirarme despotricando discutiendo horas.

La trama se nos presenta como metáfora de un asesinato, y esto es probablemente el único punto positivo que le puedo conceder a la historia y a sus creadores. El pipiolo, al despertar a la muchacha, la está privando de la vida que ella había elegido, que iba a tener al final del viaje en el planeta-colonia. Arrebatarle su vida es un asesinato simbólico y ella como tal lo describe verbalmente durante la película. Cuando el suceso es, supuestamente, resultado de un fallo informático/mecánico, no hay culpables reales y ella termina por aceptarlo: los errores ocurren. No obstante, al enterarse (encima por parte de terceros [se lo cuenta un robot]) de que el pipiolo es el responsable único y directo de que ella esté despierta, la cosa cambia: no es un simple error, es una decisión que él estuvo meditando durante meses, que de hecho se tomó con calma y hasta llevó a cabo todo un ritual de aseo para estar presentable para ella antes de ir a trajinar con el cuadro de mandos de la criocámara. Nada malo hasta llegar a este punto: ella descubre la mentira, se enfada, le repudia, intenta lidiar con la nueva realidad. Lo malo es cuando aparece un tercer personaje en escena [¡qué conveniente!, el siguiente fallo de la nave consiste en despertar por accidente al capitán, que es el único que va a poder hacer algo para solucionar la situación, casualidades de la vida]. Cuando este nuevo personaje entra en juego, le cuenta un cuento a la chica y ella se lo traga: sí, sí, lo que ha hecho el pipiolo está muy mal y todo eso, pero, ¡pobrecito!, ponte un poco en su piel, lo mal que lo ha tenido que pasar. No sé si sois conscientes de las ganas irrefrenables que tuve de chillar cuando apareció esa escena. ¿Qué me ponga en su piel? ¡¿Que me ponga en su piel?! Te voy a cortar yo a ti el cuello, que ahora estoy muy jodida, y luego hablamos de si me tienes que compadecer un poquito más o no ¿vale? Venga, vale.

¡Qué gracia! Así con el pelito corto esta chica se parece
mucho a mí. Solo que ella tiene más pecho.
Hay que joderse, la jeta que se gasta en esta sociedad. Y es que te sueltan esa y se creen que esto es lo más lógico del mundo. Tan anchos se quedan. Que mira, que sí: el hombre lo estaba pasando mal, pero A) no se estaba ahogando, se sentía solo, hay una diferencia [la comparación que hace el capitán es que un hombre que se está ahogando se agarrará a lo que pueda, aunque eso suponga ahogar a otra persona, y que no está bien pero «el hombre se estaba ahogando»]; y B) aun en el caso de que, de hecho, se hubiese estado ahogando, los hechos siguen siendo que le ha arrebatado la vida a otra persona. Cuando tú matas a alguien, por muchos atenuantes que tengas, sigues habiendo matado a alguien y se te juzga por ello, tiene consecuencias, no se desestiman la vida y sentimientos de la víctima (o los familiares que deje atrás) con un «ya, bueno, pero pobrecito el otro también, deja ya de darle vueltas». El personaje del capitán juega en esta metáfora la figura de juez, es la opinión externa que tiene que pronunciarse sobre la situación para que los personajes puedan continuar con sus vidas, y coge el tío y te suelta un «sí, bueno, está muy mal y todo eso, pero ¡pobre hombre!».

Y es que encima, al final, el pipiolo encuentra la manera de que una sola persona pueda volver a meterse en una especie de criogenia y llegar vivo al final del viaje, y le ofrece a ella la posibilidad. Llegados a este punto, faltaría más, ella ya le ha perdonado todo y le ha dicho que no puede vivir sin él y le ha declarado amor eterno, así que elige pasar el resto de su vida recluida en la nave con él como única compañía. Con dos cojones.

Guau. La sutileza no es el punto fuerte
de algunas personas...
¿Sabéis como metáfora de qué otra cosa podría entenderse toda esta burrada? Como metáfora de una violación [bueno, de hecho hay un momento en el que deja de ser una metáfora de una violación para ser una violación de facto. Llegaré a eso]. El protagonista, un hombre, lleva a cabo un acto reprochable contra una mujer inconsciente. Al principio la mujer desconoce este suceso y se ha de enterar a través de una tercera persona (como las víctimas de violación que se enteran de su condición de víctimas cuando ven circular un jodido vídeo grabado con el móvil de cómo un capullo X se aprovechó de ella mientras estaba inconsciente: doble victimización). Cuando la mujer descubre la verdad, pasa por un proceso de rechazo, ansiedad y enfado (llora, se rompe… rompe cosas en su habitación, incluso ataca físicamente a su agresor, que es la única persona a la que tiene acceso en esta historia). Cuando finalmente aparece una tercera persona con la que denunciar el episodio, esta «voz de la justicia» le dice que no es para tanto y que «pobre hombre»; al mismo pipiolo le dice que no aprueba lo que ha hecho pero que… en fin, claro, pobrecito, lo entiende. Palmaditas en la espalda cortesía de la cultura de la violación. Qué bonito.

Y hablemos de la violación que os mencionaba antes. Uno de los requisitos imprescindibles para que pueda darse consentimiento es que este sea informado. Esto quiere decir que si, para mantener relaciones sexuales, tú retienes información que podría hacer que la otra persona retirase su consentimiento, eso es una violación. Así que, cuando el pipiolo y la chica follan, cuando ella no sabe que él es un capullo psicópata y mentiroso, eso no es sexo consentido. Eso es una violación.

Oh, sí, esto ya se va pareciendo más
a lo que hago yo cada día :D
Hay cosas en esta historia, hierbajos, que no puedo decidir si me dan ganas de gritar o de vomitar. Me cabrean tantísimo.

Esta película transmite unos valores de mierda y da un ejemplo pésimo. Otra vez nos están vendiendo que, cuando alguien te dice que te ama, le tienes que perdonar todo, porque ¡pobrecito! Pues no. Espera, que igual no te ha quedado lo bastante claro: NO.

Ya basta de vendernos que se espera de nosotras, las mujeres, que le perdonemos cualquier cosa al primer subnormal que nos diga que se ha enamorado de nosotras. Basta de tonterías. Basta de pasar por alto nuestras necesidades emocionales a favor de los deseos del gilipollas de turno. Basta.

Lo que hace el protagonista de esta película no es tolerable [Zarza: y aunque lo fuera, si a ella no le da la gana de perdonarle, está en su derecho]. El tipo se dedica a ignorar sistemáticamente los deseos de ella. Cuando ella no quiere hablar con él, no quiere escuchar sus excusas o sus motivos y le rehúye, él hackea un puñeterísmo altavoz para poder soltar su discursito por toda la nave y que a ella no le quede más remedio que oírle. Porque, claro, importa más que él se pueda sacudir la culpa y explicarse y quedarse a gusto que el hecho de que ella no esté interesada en oír lo que tenga que decir. Y es en ese momento cuando se produce una de las poquísimas cosas decentes que suceden en esta historia: ella le grita que le importa una mierda, que le dan igual los motivos por los que la despertó porque los motivos no importan, lo que importa es que lo hizo y da igual que ahora él se sienta culpable o no porque eso no cambia el hecho de que lo hizo.

Muy interesante, se nota que pilotas.
Cuéntame más.
Tengo otra cosa que deciros, criaturas. NO OS DEBEMOS NADA. Ninguna mujer le debe nada a un hombre. Si ella dice que no te quiere escuchar, déjala tranquila, maldito subnormal, acosador, que no sabes entender un puñetero NO, eres una paupérrima excusa de ser humano.

Esto es lo que nos están enseñando a las mujeres. Esto es lo que les están enseñando a los hombres.

¿Se me nota lo cabreado que estoy? Me alegro.

Bueno, pues imaginaos mi cabreo cuando, después de haber terminado de ver esta historia con ganas de abrir a alguien en canal y practicar un ritual satánico con sus vísceras, me meto en la Wikipedia para investigar a qué mente iluminada se le ocurrió esta subnormalidad. Huelga decir que no me sorprendió lo más mínimo comprobar que todos los puestos directivos, producción de guión… son hombres. Dios los cría y ellos se juntan y filman estos puerros. No sorprende tampoco descubrir sólo dos nombres femeninos en todo el tinglado: la encargada del vestuario (inaudito, ¿verdad?) y la encargada del montaje. Lo que sí que me sorprendió, y reavivó mis ganas de sangre, fue leer el «Argumento» que alguien había redactado para la página. Os copio un fragmento para escarnio público:

[Y es que el texto ni siquiera está revisado, joder. Le voy a arrancar las uñas a alguien, una por una.]

Esto... Nada que añadir, señoría o.O
Wtf?
«Un año después de despertar Aurora [Zarza: hola, Bella Durmiente], Arthur (un robot) le revela que Jim es el reponsable de su resurrección temprana. Aurora se traumatiza por la revelación con lo que reprende e incluso ataca físicamente a Jim, lo que causa un alejamiento de estos [Ortiga: ¡¡¿disculpa?!! Más te vale no estar diciendo lo que creo que acabas de decir. ¿Cuál dices que es la causa del distanciamiento? Y más te vale medir tus próximas palabras porque puede ser lo último que escribas]. Jim intenta explicárselo [Ortiga: ¿explicar qué? ¿Qué hay que explicar, maldito colgado?], pero Aurora no quiere hablar con el. Durante varios días, Aurora intenta vivir su vida alejada de Jim [Ortiga: "intenta", "intenta" es, sin duda, la palabra, porque él es un jodido impresentable al que se la sudan cosas tan estúpidas como la decencia o el consentimiento, eso es para los demás], pero un fallo en otra vaina de hibernación hace que despierte Gus Mancuso(Laurence Fishburne), un oficial de cubierta del Avalon. Esto provoca que Aurora y Jim vuelvan a acercarse [Ortiga: no. Hace que vuelvan a compartir espacio respirable, por el momento eso es todo]. Los tres descubren fallos múltiples en los sistemas de la nave por una sobrecarga de distintos componentes, que comenzó con el fallo en la cabina de Jim y siguió con fallos en los robots que patrullaban la nave, incluido Arthur. Gus intenta arreglarlo con la ayuda de Jim y Aurora, que todavía está disgustada con Jim por haberle despertado [Ortiga: ¡¡disgustada!! Pero qué ASCO me da la gente, JODER]».

Matar. MATAR. MATARRRRRRR.

Lo dejo. Ya no lo soporto más.


Adiós.

9 comentarios :

  1. Había visto el trailer y me habían dado ganas de mirarla, pero ahora... Mi fe en la humanidad ya la perdí, así que no sé muy bien qué hacer :/

    ResponderEliminar
  2. En cuanto vi el trailer me imaginé que la cosa era una película palomitera más, pero cuando leí las críticas y me topé con lo que describes la cosa superó todas mi expectativas. No solo es terrible a nivel de mensaje, si no que se pierde una oportunidad de hacer algo bien interesante con el desarrollo de personajes. Algunas reseñas que leí, que secundo totalmente, mencionaban que habría sido genial torcer las expectativas de los espectadores y hacer de la película un filme de terror. Pero no. Tal vez algún día la vea para quejarme con propiedad acerca de los valores que transmite. Qué mal que se desperdicien premisas interesantes por jugar a lo seguro.
    Está genial que reseñes películas, por cierto. Saludos

    ResponderEliminar
  3. Como caen mal ese tipo de cosas donde como dices se espera que el amor lo arregle todo, además qué clase de persona se enamora solo de ver los vídeos de las entrevistas de alguien... pero tiene lógica siendo que es una historia pensada por hombres ¬¬

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  4. No tenía mucha intención de ver esta película porque 1)Me olía a melodrama romántico con ambientación de sci fi para dar el pego y 2)No soporto a Jennifer Lawrence, y la verdad es que no me sorprende mucho lo que cuentas de ella. Tiene pinta exactamente de eso. Creo que la reservaré para cuando esté con amigos en casa y nos aburramos demasiado.

    ResponderEliminar
  5. Ya puedo hacer de cuenta que la vi y pasar a otra cosa. Juro que vi el trailer y pensé que sería un thriller o algo por el estilo. Una pena, hubiera estado bueno cambiándole el género.

    ResponderEliminar
  6. Hola Ortiga.
    Pues a mi esta película no me interesa desde que vi quienes actúan. Creo que odio a Jennifer Lawrence. Y eso que no me desagradaban los juegos del hambre en su tiempo. Su sola presencia me resulta cansina y por lo que cuentas, es otro producto romántico enfermizo de hollywood. Si la veo voy a terminar mas cabreada que tu.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Yo me sentí vilmente traicionada cuando vi la película. Por norma general, no veo nada más que un par de tráilers antes de ver un filme, y la idea que me habían dado estos de la película era algo completamente diferente a lo que me topé al verla.
    Iba con grandes expectativas de una película en apariencia rómantica pero que parecía tener un plot-twist de tipo thriller en algún momento de la película; mas cuando vi que casi todo se centraba en la relación de ellos dos... Urgh! Me hirvió la sangre en pleno cine. Me habría sabido mal haber pagado la entrada si no hubiese sido por que me la pagaban mis progenitores.

    Coincido con todas las críticas que leí tras ver la película (incluida la tuya), y también con otros de los comentarios de aquí; hubiera quedado mejor si le hubiesen dado un toque como Alien (la primera), un terror más claustrofóbico, descensos a la locura, auténticas peleas entre ellos, una guerra en mitad de la nave o algo. O que el fallo lo hubiera producido algo súper chungo, algo que hubiesen necesitado gran parte de la película para arreglar (no como la mierda roca espacial con la que se topan... Que si, que ok, que es un riesgo real que podría ocurrir en viajes espaciales y etc; pero que es una peli en teoría de sci-fi, tío, dale más vidilla al asunto)

    ResponderEliminar
  8. feliz año!!!!! hermosas y malas hierbas, nunca pierdan su autenticidad y recuerden que en la punta del mapa en la argentina hay dos buhas que los siguen. muy espectacular sea su año y a leernos!!!!!

    ResponderEliminar
  9. Yo fui a verla porque era el único truño en inglés en el cine del pueblo perdido dónde vivía y me arrepentí. Salí casi queriendo romperle al piliolo la cara con una silla. Arghhhh!

    ResponderEliminar

A las malas hierbas no nos gusta la censura, así que eres muy libre de comentar lo que te apetezca. Eso sí, cuidado con faltar al respeto a otros usuarios: las malas hierbas sabemos cuidarnos solas, pero ojo con pisarnos las margaritas.

Por cierto, por cierto. Si te lanzas a poner un comentario en una entrada y luego lo borras (sin motivo justificado), volveremos a postearlo. Es una amenaza. ¡Muajajajajajjajajaj!

Free Pencil 2 Cursors at www.totallyfreecursors.com