Donde la literatura y la maldad se toman un té

miércoles, 7 de octubre de 2015

El pasillo, de Carolina Pineda

Título: El pasillo
Autora: Carolina Pineda
«Hay quienes definen cuatro tiempos para que dos amigos se enamoren el uno del otro: temporalmente, en el momento equivocado, demasiado tarde… o para siempre. Para Isabel parece ser el momento equivocado. Aunque desearía que su mejor amigo Justin demostrara más que un interés fraterno por ella, sabe que cualquier intento perjudicaría la única relación que le agrega felicidad a una vida con la que intenta conformarse. Una vida de conflictos con su madre, una relación nula con su padre y una apatía hacia el común de los adolescentes que la aísla de su entorno.
En su último año de colegio, Isabel deberá afrontar nuevas contrariedades y que una claustrofóbica pesadilla la acose casi todas las noches. ¿Tendrá el valor y las herramientas para encontrar la salida de las paredes que la aprisionan y reprimen?
Y tú, ¿conoces la salida de tu propio pasillo? [Zarza: nadie va a ser tan estúpido como para quedarse encerrado en un pasillo. Ortiga: no les pongas a prueba]»


Bien, esto que voy a escribir NO es una crítica. Ni siquiera me atrevería a decir que es una reseña. Lo voy a llamar entrada, simplemente, y ya os aviso (de entrada [:D]) de que va a ser corta.

Esta lectura es una recomendación que un Anónimo hizo en el buzón de sugerencias.

De la sinopsis tengo dos cosas que decir. Primero, en buen lugar queda la mejor amiga que tiene la prota (amiga de toda la vida, que son supuestamente como hermanas) con todo eso de la «apatía hacia el común de los adolescentes que la aísla de su entorno»: ni se menciona a la pobre Alejandra, pero sí las relaciones negativas con el padre y la madre. Y, segundo, me toca un poco las narices la pregunta retórica del final: gracias por destriparme el núcleo de la historia, puta.

No me he leído el libro. He leído el prólogo, dos o tres capítulos del principio (son cortitos) y un puñado de páginas sueltas desperdigadas por el primer tercio de la historia (es la leche de larga para lo poco que tiene que contar, coño).


¿Por qué vengo a hablaros de un libro que no me he leído? Buena pregunta. Es porque quiero hablaros de una de esas cosas que nunca, JAMÁS, deberíais hacer aquellos que tengáis aspiraciones a escritor. NUNCA JAMÁS escribáis un prólogo en el que no solamente resumáis a vuestros lectores TODO el puñetero libro y ADEMÁS destripéis el núcleo, sino que ENCIMA proporcionéis una muestra pésima de la calidad de vuestra prosa.

Lo siento, pero me niego a perder el tiempo con este libro. Puede que ya haya desperdiciado los tres euros que costaba el ebook en Amazon, pero me tomo muy en serio el valor de mi tiempo (aunque mis críticas puedan hacer pensar lo contrario a más de uno). Una tiene sus estándares.

¿Os interesa este libro? Descargad el fragmento gratuito que ofrece Amazon, leed el prólogo, es todo lo que necesitáis.

También quiero ser justa y decir que la prosa de Carolina Pineda no es tan mala como el prólogo daba a entender: yo diría que es normalita, plana como una llanura africana; pero, ¿lo que viene siendo el prólogo?, madre del amor hermoso, qué puto cacao. Sirva como muestra un botón: lo que os copio a continuación es la primera frase, primerísima página.
«Nunca tuve claro en qué momento el tic-tac de la bomba de tiempo empezó a andar, ¿julio? ¿agosto? ¿antes de ambos, quizás?» Yo lo que no tengo claro es: ¿por qué decir algo tan tonto (y received text) usando una frase tan ridículamente complicada [«momento», «tic-tac» y «tiempo» son tres referencias temporales que aquí apuntan a diferentes conceptos]?, ¿por qué no poner entre comas esas preguntas que claramente pertenecen a la misma oración (puesto que tampoco llevan mayúsculas)?, ¿por qué alguien utilizaría «antes de ambos» cuando decir «antes de julio» ya implica necesariamente «antes de agosto»?, y, más importante aún, si cabe, ¿cómo anda un tic-tac?

Soy tiquismiquis. Noticia fresca, ¡ha bajado el hielo! Pues a partir de ahí, el resto del prólogo es de culo y cuesta abajo. Pensad que el punto álgido es el siguiente (donde se nos destripa el libro al completo en un momentito):
«La aburrida chica sobre la que comenzarán a leer de pronto se vio afectada por una seguidilla de desastres que en la vida de una adolescente parecen el fin del mundo. En cierto modo sí lo fue. Fue el fin de mi mundo de ese entonces. El mundo en el que solía trastabillar, aceptando todo lo que venía y sin esperar lo que no venía. El mundo en el que dejaba que la vida tomara las decisiones por mí. Y sí, como en otras quinientas mil y tantas historias, el comienzo de mi fin fue también un muchacho.»

El pasillo, de Carolina Pineda, parece tener un núcleo, una intención comunicativa. Eso está muy bien. El problema es que tenemos un libro con un núcleo típico, tratado con la historia típica de drama adolescente y encima la prosa es tan plana que jugaría partido en Flatland. Para mí esto tiene interés nulo: ni es un buen libro ni parece que sea tan malo como para que me vaya a poder reír de él, y para colmo ya me lo han destripado en las tres primeras páginas.


7 comentarios :

  1. Tenéis que leeros el nuevo libro que va a sacar Stephenie Meyer: "Crepúsculo" pero cambiándole el género a los personajes. Huele a calidad de la buena. Yo ya he decidido que necesito hacer una lectura conjunta de eso y rajar por Twitter XD

    ResponderEliminar
  2. ¡Genderbender! :D

    Yo lo que quiero es saber cómo encauzará Meyer en esta versión el principal punto de caracterización del personaje de Jacob (¿Jacoba?): la ausencia de camiseta. Promete dar para escenas cuanto menos curiosas.

    Tengo mucha curiosidad por leer las fantásticas aventuras de Bello, Jacoba y Eduarda. ¿Alguien sabe cuándo va a salir ese libro? Tengo que ir aprovisionándome de palomitas.

    ResponderEliminar
  3. Ya nos gustaría que fuera una broma, Ortiga pero nooooope...lo va a publicar por el decimo aniversario (madre mia) de Crepúsculo.
    Yo me he indignado, de verdad...como se puede ser tan mediocre y que te digan que sí a todo??? Por qué sus editores no le piden que, por lo menos, fuera una historia nueva...será por que no tiene más ideas, acaso ( jojojo)?
    Podría haber hecho una precuela sobre la vida de Edward, a lo "Lestat, el vampiro", o inventarse otro reparto de personajes pero centrandose en los lobos...buf, incluso su mierdimundo de fantasias pornosas fantasticas se puede expandir.
    Ahora nos vamos a tener que tragar (otra vez) las aventuras de Bello y Eduarda.

    ResponderEliminar
  4. Señoras, el libro ya ha salido (en inglés), se llama "Life and Death". En él nos cuentan como Beauford, Beau para los amigos, conoce a la enigmática Edythe (lista completa de nombres aquí http://www.hollywoodreporter.com/news/new-twilight-book-names-life-death-jacob-829819), y por lo que me han dicho... Beau tiene más profundidad de personaje que lo que tenía Bella. Eso sí que me cabrea, la verdad. Aunque puede ser que los diez años no hayan pasado en balde.

    Ah, y el final es completamente distinto al parecer para no tener que escribir los otros tres. Mira, eso que nos evitamos.

    ResponderEliminar
  5. Hola! Ya han pasado diez años de Crepúsculo?? Madre mía como pasa el tiempo, jajaja. Por cierto yo cerré esta historia con Amanecer y tengo tantos pendientes buenos que no leeré este. Respecto al que nos hablas, no lo conocía, pero con todo lo que dices, tampoco lo leería, así que muchas gracias por el aviso, jejeje.
    Me ha gustado mucho tu blog y ya te sigo. Te invito a que pases por el mio. Saludos y nos leemos!!

    ResponderEliminar
  6. Cada vez les tengo más fobia/miedo a los prólogos. No miento si digo que rara vez me leo el título de un libro que me compro. Leo opiniones, citas, fragmentos, pero no la sinopsis, que cada vez me parecen más perjudiciales para la novela. O no están muy bien hechas y perjudican a la primera concepción que tenemos de la novela o nos sueltan spoilers como castillos, y eso ya es el remate de los tomates.

    ¡No a las sinopsis! -_-

    ResponderEliminar

A las malas hierbas no nos gusta la censura, así que eres muy libre de comentar lo que te apetezca. Eso sí, cuidado con faltar al respeto a otros usuarios: las malas hierbas sabemos cuidarnos solas, pero ojo con pisarnos las margaritas.

Por cierto, por cierto. Si te lanzas a poner un comentario en una entrada y luego lo borras (sin motivo justificado), volveremos a postearlo. Es una amenaza. ¡Muajajajajajjajajaj!

Free Pencil 2 Cursors at www.totallyfreecursors.com